• Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

El presidente de Israel encendió una vela en recuerdo de Rabin

21.10.2018 10:22  | 

El presidente de Israel encendió una vela en recuerdo de Rabin

El presidente Reuven (Ruvi) Rivlin hoy, 21 de octubre / 12, Cheshvan, encendió la vela conmemorativa "Ner Yitzhak" junto a la familia de Rabin.

Ver más imágenes»

Itongadol/AJN.- El presidente Reuven Rivlin encendió la vela conmemorativa “Ner Yitzhak” y habló en la ceremonia oficial de apertura de los eventos que conmemoran el 23 aniversario del asesinato del Primer Ministro y Ministro de Defensa, Itzjak Rabin.

Al evento, que se llevó a cabo en la Residencia del Presidente, también asistieron miembros de la familia Rabin, el Vicepresidente de la Knesset Revital Sweid MK, el Juez de la Corte Suprema Neal Hendel y estudiantes de la Escuela Bilingüe de Beer Sheva.

“En los 23 años que han pasado desde el asesinato, hemos pasado por momentos difíciles. Guerras e iniciativas políticas polémicas”, afirmó el mandatario. “Cada vez, y a pesar de la polarización de puntos de vista, hemos evitado momentos terribles como éste. ¿Hemos sanado? No estoy seguro. No lo sé. Es posible que nuestra generación, la generación que conoció a Itzjak, la generación que lo siguió a la batalla como comandante del Palmach, como comandante de la región de Jerusalén y la brigada de Harel en la Guerra de Independencia, la generación que lo conociera como comandante de las FDI en la Guerra de los Seis Días y escuchó su discurso desde la cima de Har Hatzofim en Jerusalén, la generación que vio al primer sabra como primer ministro en su primer cargo, la generación que vio la rotación de su segundo gobierno, la generación que vio cómo un asesino cobarde y criminal le disparó por la espalda, nunca sanará. Esa generación nunca olvidará, y nunca perdonará, ni se perdonará a sí misma. Y nosotros, somos esa generación. La generación en cuyo reloj ocurrió el asesinato. La generación que vio las imágenes, la generación que escuchó las voces, la generación que no leyó la escritura en la pared. Pero, la verdad es que el desafío no es nuestra generación, sino los que nos siguen”, agregó.

“Día a día, la generación que no conocía a Itzjak crece. La generación que no vio la pendiente resbaladiza oscura de la incitación y el odio al derramamiento de sangre. Los niños y jóvenes que han crecido y han nacido e inmigrado en los últimos veinte o treinta años, los líderes de nuestro mañana, no conocían Itzjak. Y no saben del asesinato. Y la verdad es que algo no está funcionando. Porque cada año pronunciamos discursos y celebramos ceremonias y, sin embargo, vemos la erosión de la centralidad del asesinato y su significado en el discurso público israelí. Todavía estamos luchando para transmitir “Ner Yitzhak” (la luz de Yitzhak), la antorcha del recuerdo de esa terrible noche. Temo que las ceremonias y los discursos no ayuden mientras no podamos recordar qué es lo que queremos recordar”, sentenció el presidente.

El presidente Rivlin continuó: “El asesinato de Rabin nos divide en tribus y campos. 23 años después del asesinato, me parece que no hay otra alternativa que decir: cada uno de nosotros puede recordar al hombre y al líder a su manera, pero debemos estar de acuerdo en que queremos recordar el asesinato del primer ministro Itzjak Rabin juntos. Y ese acuerdo debe expresarse en acciones reales en las escuelas en las cuatro corrientes de educación, en los diversos movimientos juveniles, en las instituciones nacionales y en las ceremonias. El día de conmemoración por el asesinato del primer ministro Yitzhak Rabin podría ser el único día en el calendario israelí que comparten todas las tribus de Israel. Tenemos la oportunidad y el deber de encender “Ner Yitzhak” en este día, la luz conmemorativa de un primer ministro asesinado, en todas las casas de Israel”. “Nosotros, quienes no pudimos prevenir el asesinato, somos responsables de cumplir con nuestro deber, nuestro deber, para las generaciones futuras”, agregó.

Al final de sus comentarios, el presidente se dirigió a la familia Rabin: “Hace 23 años que tuvimos la luz de Itzjak aquí, en la tierra que amaba. Había un hombre y ya no está. Un hombre que luchó en el campo de batalla y buscó la paz con la misma determinación. Un hombre de Jerusalén para quien la gente y su paz estaban siempre en la vanguardia de su mente. La misma semana, cinco años después, Leah falleció. Leah, quien “caminó en su camino”, quien sintió el dolor de su muerte más que nadie. Leah, quien continuó escribiéndole cartas incluso después de su muerte. Que los recuerdos de Leah y Itzjak sean una bendición y se mantengan en el corazón de la nación”.

El 4 de noviembre de 1995 (12 de Jeshván en el calendario hebreo, hoy), el entonces primer ministro de Israel, Itzjak Rabin, fue asesinado luego de pronunciar un discurso en defensa de las conversaciones de paz con los palestinos en una manifestación efectuada en Tel Aviv. Tuvo una extensa y exitosa carrera militar y política, coronada con el premio Nobel de la Paz, en 1994.
  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

comentarios

Deje su comentario







Por favor, ingrese el siguiente código y luego haga click en botón de envío. Gracias.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

en las redes sociales

Facebook
Twitter
YouTube

newsletter

Reciba toda la información por
su casilla de e-mail.


Suscríbase desde aquí »

MANDE SUS DESEOS AL MURO

EDICION IMPRESA

Copyright 2010 ITONGADOL | Todos los derechos reservados

ezink | web applications